Fantasmas de nunca acabar



Escribe: Waldo Gómez | Opinión - 07 ene 2017

Al parecer los fantasmas acompañarán al gobernador regional durante toda sus gestión, obra que empieza ya tiene sus obreros y especialistas que nunca fueron a laborar o que simplemente están a “disposición” personalísimo del Gerente General o del que detenta el poder. En esta forma de defraudación el estado es el agraviado y los funcionarios encargados de ejecutar y supervisar las obras conocen perfectamente cómo se instrumenta la viabilización de trabajadores fantasmas, el mismo que desfinancia los términos presupuestales del proyecto de inversión, no conociendo a ciencia cierta el verdadero destino de esos “pagos”, porque desde que inició este gobierno regional liderado por el doctor Juan Luque Mamani, quien a la fecha tiene denuncias de trabajadores que nunca cumplieron tareo alguno en su obra ni se dilucida y todo parece indicar que el órgano de control institucional no está cumpliendo su labor conforme lo establece la norma.

Se conoce que en la administración regional casi ninguna obra iniciada o concluida por Luque Mamani cumplieron con las especificaciones técnicas y el tiempo planificado del proyecto de inversión, en casi todas las obras se puede identificar la solicitud de ampliación presupuestaria y como los administradores del gobierno regional parecen obligados a ceder, entonces aprueban las benditas (por no decir otra palabras más grosera, porque es así como le sacan la vuelta al procedimiento administrativo) ampliaciones de plazo y los respectivos adicionales (sin embargo no objetan al proyecto de inversión con la que se inició la obra), pero cuando los montos y el tiempo de ejecución y entrega de la obra cuestionada se amplía más del tiempo necesario, entonces éstas empresas constructoras o si es por administración directa los funcionarios, solicitan ampliación presupuestaria, aduciendo que el proyecto de inversión tenía muchísimos vicios e inexactitudes que es necesario replantearlo. Ésta observación no lo hacen a pocos días de haber empezado con el proyecto, porque saben que el ejecutivo regional tiene que aprobar tal incremento de tiempo y dinero, pero que finalmente se debe a los trabajadores fantasmas.

Solamente en una obra que duerme el sueño de los justos y avanza peor que una tortuga velocista es el proyecto de inversión mejoramiento de la carretera desvío Desaguadero–Kelluyo, donde por la supuesta contratación de algunos trabajadores fantasmas se logró distraer un presupuesto en sueldos y haberes por el monto equivalente a los ochenta mil soles. El proceso de ejecución de la obra es lento y se torna insostenible socialmente hablando, porque no sería raro que este proyecto nunca se cristalice, precisamente porque existen indicios de presunta colusión de los administradores; y si el órgano de control, interno del gobierno regional realmente cumple con su trabajo (parece que no quiere resguardar los intereses del ciudadano y del estado) todos los casos de trabajadores fantasmas ya deben tener una identificación para luego proceder con la denuncia penal pertinente.



ESPACIO PUBLICITARIO

Opinión
Opinión Coimeros de la PNP continúan laborando

Al parecer ni el aumento desmesurado de sueldos hace que ...


Video



Encuesta

¿Cree Ud. que Puno podría apoyar alojando o cobrando por depositar la basura producida en Juliaca?


Lo más...

Archivo
E-mail: Telf.: +51-51-369388, +51-51-327436 | Dir.: Jr. Lima Nro. 819 Cercado - Puno, Jr. Salaverry 411 Of. 307 Plaza de Armas - Juliaca
GRUPO PUNORED S.A.C. Diario Los Andes
Diseño y Desarrollo Web: GrupoSistemas